llevar al bebé llevar al bebé

Cómo llevar a tu bebé en bicicleta de manera cómoda y segura

¿Quieres llevar a tu bebé contigo cuando montas en bici? En este post compartimos contigo las tres alternativas más practicas para llevar al bebé en bicicleta y te damos algún consejo para hacerlo con la mayor seguridad: ¡Sigue leyendo!.

A partir del año de edad se puede llevar al bebé en bicicleta, gracias a los distintos asientos y soportes que pueden acoplarse a las bicis para transportarlos de manera cómoda y segura.

De esta forma los pequeños pueden acompañar a sus padres en sus salidas en bicicleta y toda la familia puede disfrutar de su afición preferida.

Gracias a distintos dispositivos, los niños tienen la oportunidad de desplazarse con los adultos y disfrutar junto a ellos de un divertido paseo.

 

Nuestras 3 propuestas para llevar al bebé en bicicleta

 

  1. Silla trasera para llevar al bebé en la bicicleta

En España, el Reglamento General de Circulación permite a los mayores de edad transportar a un menor de hasta siete años en un asiento adicional, siempre que esté homologado.

Una posibilidad es el portabebés trasero. Este sencillo dispositivo consiste en una silla infantil firme y ligera que se acopla a la bicicleta justo detrás del sillín del ciclista con distintos sistemas de sujeción, en función del modelo.

 

llevar al bebé

 

Está concebido para transportar a niños desde nueve meses hasta unos cinco años (22 kilos), aunque el Comité de Seguridad y Prevención de Lesiones Infantiles de la Asociación Española de Pediatría (AEP) recomienda esperar al menos hasta que el bebé tenga un año. A esta edad, el pequeño posee la suficiente fuerza muscular para sostener firme la cabeza en caso de una frenada brusca.

Las sillas están equipadas con un sistema de correas, para mantener sujeto al niño, y con un reposapiés, para evitar que sus pies se enganchen a las ruedas de la bicicleta.

Algunos modelos tienen el respaldo reclinable, con el fin de facilitar el descanso y sueño del bebé, en caso de que se quede dormido durante el paseo.

Un ejemplo de estas sillas para llevar al bebé en bicicleta es este modelo de BH: se puede montar en bicicletas con ruedas de 24 y 28 pulgadas y admite niñas/os de hasta 22 Kg.

 

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

 

  1. Portabebés delantero para la bici

Similar al portabebés trasero, la diferencia está en que este dispositivo se coloca en la parte delantera de la bicicleta.

Estas sillas están recomendadas para los más pequeños (entre 9 y 15 kilos), porque la posición frontal, cara a la marcha, permite al adulto verlo y controlar su bienestar en todo momento.

Otra de las ventajas del portabebés delantero es que el niño tiene un ángulo de visión mucho más amplio que cuando va detrás de la espalda del adulto y, por tanto, el paseo será para él mucho más entretenido.

Un ejemplo de portabebés delantero es éste de bobike, una marca alemana especializada en este tipo de productos: es muy cómodo y viene con un acolchado EVA resistente al agua.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

 

  1. Remolque de bicicleta para niños

Los remolques de bicicleta adaptados para transportar niños en su interior son una alternativa cómoda y segura para que los pequeños acompañen a los adultos en sus paseos en bici.

Una de sus principales ventajas es que, en este habitáculo, el pequeño permanece protegido de las inclemencias del tiempo.

La legislación vigente no permite el uso de estos dispositivos en vías interurbanas y limita su utilización al ámbito urbano, es decir, a lo que dispongan las ordenanzas municipales correspondientes.

La mayoría de los remolques para niños son dobles y permiten transportar dos menores.

Están diseñados con asientos individuales en su interior, cada uno con su propio sistema de sujeción con correas que evita que el pequeño se mueva del asiento.

 

 

El remolque se ancla a la bicicleta del adulto y se mantiene estable durante la marcha. Algunos modelos incluyen una barra en la parte posterior que permite utilizar el remolque como una sillita infantil cuando se desacopla de la bici.

Thule es el rey de esta forma de llevar al bebé en bicicleta. En nuestra tienda online puedes ver modelos con diferentes prestaciones y precios: este “CHARIOT CROSS 2” con capacidad para uno o dos niños tiene,entre otras muchas cosas, rejillas de ventilación para optimizar el flujo de aire, arnés de seguridad de 5 puntos y asiento reclinable.

 

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

 

Llevar al bebé en bicicleta: la seguridad es lo primero

El reglamento obliga a ciclistas (y pasajeros) a utilizar casco de protección homologado. Por eso, la Asociación Española de Pediatría aconseja a los padres que también lo hagan para dar buen ejemplo a sus hijos.

 

llevar al bebé

 

El casco debe estar homologado, tener el tamaño adecuado a la cabeza del niño y colocarse de forma correcta.

Además, conviene utilizar la vestimenta adecuada cuando se circula en bicicleta, con prendas reflectantes al anochecer. Y llevar una luz trasera de color rojo en la bici y otra blanca en la parte delantera.

 

Fuente: Consumer

 

Si tienes hij@s estos post pueden interesarte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *