Adizero Boston 10 Adizero Boston 10

ADIZERO BOSTON 10 TEST: La tecnología de las grandes figuras al alcance de todos los runners

¿Querías conocer de primera mano la tecnología de las zapas que calzan los cracks del atletismo mundial? ¿Querías vivir la experiencia de un impulso hasta ahora restringido para ti y concebido solamente para quienes corren a ritmos imposibles? La Adizero Boston 10 pretende ayudarte a cumplir ese sueño. ¡Sigue leyendio para conocerla a fondo!

 

 

Adizero Boston 10

 

La Adizero Boston 10 es una zapatilla creada para ayudarte a que mejores tus ritmos y tus marcas sin renunciar a la comodidad, estabilidad y amortiguación de las que no puedes (ni quieres) prescindir.

Y para ello incorpora, entre otras novedades, el sistema de varillas de carbono que ha revolucionado el concepto de correr. Apunta, porque Energyrods es el nombre de quien te ayudará a pulverizar tus marcas.

 

Adizero Boston 10

 
VER MÁS
 

Al oír Boston podrías pensar en una nueva versión del modelo rápido, versátil y perfil medio-bajo de la firma alemana, pero aquí nos encontramos con la primera sorpresa ya que podría decirse que tiene un poco de varios de sus parientes de running de adidas.  Tanto de Adizero y Adios, como de la amplia saga Solar.

 

 

Todo ello da como resultado un modelo de perfil alto, bien armado y que transmite sensación de dinamismo a la vez.

Son 281 gramos para un 8,5 UK y 8 mm. de drop. Las cifras habituales en modelos estables y de amortiguación, pero con uno o varios ases escondidos en la manga.

 

SUELA de la Adizero Boston 10: durabilidad y tracción

Siendo el objetivo primar estabilidad, agarre y tracción (aunque sin renunciar a otras ventajas), adidas lo tiene claro.

Por ello ha tirado de su mejor aliado en los últimos años, Continental. Una superficie de contacto amplia. Una disposición del compuesto por toda la suela en diferentes densidades en función de la zona.

Y una parte media que deja a la vista un tramo de la joya de la corona, las 3 varillas de energyrods que dan ese impulso extra tan esperado y deseado.

 

Adizero Boston 10

 

Hace ya un tiempo que ha mejorado la relación agarre y tracción-durabilidad en las suelas de Continental que incorporan los diferentes modelos de adidas.

 

Adizero Boston 10

 
VER MÁS
 

De aquellas que se quedaban lisas en unos relativamente pocos kms, hemos pasado a estas otras, que, gracias a su diseño, entramado y la mejora de los materiales, garantizan que podamos hacer muchos más kms sin perder sus propiedades.

Y, en definitiva, sin renunciar a la seguridad y agarre que necesitamos.

 

Mediasuela: Efecto catapulta, pero con control

Como ya se adivina al observar la Adizero Boston 10, aquí está el secreto del impulso y del efecto catapulta de este modelo.

La tecnología Lightstrike es aquí la protagonista, con dos partes bien diferenciadas:

  • La inferior de lightstrike EVA, generosa, bien dotada en la parte posterior
  • … Y la superior de lightstrike PRO que alcanza su mayor grosor en el metatarso.

Todo ello nos lleva a una altura en el talón de 39 mm, un perfil muy alto, pero que, al estar sobre una amplia base, no ofrece inseguridades ni inestabilidad.

 

 

Incrustadas entre esa doble mediasuela aparecen las 5 varillas de fibra de vidrio, las energyrods, dispuestas a lo largo de todo el antepie. Este material es mucho más elástico y tiene mayor resistencia en comparación con la fibra de carbono.

Al buscar que sea una zapatilla de entrenamiento, se intenta que la pisada sea más natural y que estas varillas nos acompañen y no sean tan rígidas. Por ello, esta fibra es perfecta para el tipo de runner al que van dirigidas las Adizero Boston 10.

No son tan rígidas como las que incorpora la Adios PRO , ni falta que hace. De hecho, podría resultar un hándicap una excesiva rigidez en el perfil de runners al que va dirigido. La idea es ser catapultado, pero sin perder el control.

 

Adizero Boston 10

 

Como resultado, una mediasuela que ofrece ligereza, amortiguación suave, pero también firmeza y dinamismo.

Hasta aquí una zapa impecable.

 

UPPER de la Adizero Boston 10: compromiso con la sostenibilidad

Fieles a su compromiso con la sostenibilidad, Adidas ha confeccionado el upper con Primegreen, tejido reciclado, aunque en este caso no alcanza las calidades que nos ha dado a conocer a través de la UB21.

Se echa en falta un tacto más agradable, especialmente en la parte interior, la que está en contacto con nuestros pies.

 

Adizero Boston 10

 

Es un upper bien armado con refuerzos en la puntera, el collarín del talón es rígido en la parte inferior y más almohadillado en la superior.

La lengüeta, de estética más «clásica” y cosida al upper por los laterales, es un aspecto a mejorar. Parecería que se les ha ido la mano con esa intención de rematar la zapatilla dejándola bien armada y estructurada.

Por ello, puede resultar un poco molesta en función de la forma y anchura de tu tobillo. Obliga a llevar un calcetín que al menos llegue hasta el límite superior de la lengüeta para evitar el contacto directo sobre la piel.

 

Conclusiones Adizero Boston 10: Lightstrike + Energyroad, impulso insuperable

Tal y como hemos estado destacando, es una zapatilla que pretende combinar estabilidad, amortiguación y dinamismo, pero sin conformarse con un aprobado en cada una de esas asignaturas.

Por el contrario, va buscando la mejor nota posible para, más allá de contentar a sus usuarios, convencerles de las altas prestaciones que defiende en su carta de presentación.

 

 
VER MÁS
 

Es cómoda, con espacio para los dedos y muy buen ajuste, aunque el upper sea un poco rudo.

Estabilidad, agarre y buena tracción demuestra sin duda; los aterrizajes y transiciones a cada paso son suaves y seguros, quizás los puedas notar un poco secos si estás acostumbrado a Solar Glide o UltraBoost, pero enseguida te amoldas a esa nueva sensación.

Toma las curvas sin problemas, se comporta bien en subidas y bajadas y responde automáticamente a los cambios de ritmo que le apliques. ¡Tiene punch!

 

 

Pero donde vas a notar la diferencia, donde vas a notar lo que se ha buscado en este novedoso concepto, es, sin duda, en la dinámica, en el impulso y la mejora de rendimiento de la combinación lightstrike + energyroad al servicio del runner.

Se nota, se percibe y se agradece el impulso. Ayuda incluso a mantener un ritmo constante al aportar un retorno de energía extra y evitar quedarte “clavado” en cada paso.

 

 

No es una Adios PRO ni pretende serlo; tiene personalidad y su espacio dentro del espectro runner.

No busca a atletas velocísimos y ligeros, (aunque es una buena opción para sus rodajes) sino a quienes quieren beneficiarse de la mejor tecnología puesta a su servicio, para entrenar y competir con ese punch y esa alegría desconocidas para ti hasta ahora.

 

Adizero Boston 10

 

Te vas a encontrar a gusto con ella y la podrás emplear en todo tipo de entrenamientos si te adaptas a esa firmeza en el tacto para sacarle chispas al efecto catapulta de las energyroads.

Un buen punto de partida para que los mortales conozcamos y aprovechemos también la tecnología que usan las grandes figuras del atletismo mundial.

 

NOTAS

  • Comodidad: 8
  • Impulso: 9
  • Ligereza: 8
  • Estabilidad: 8,5
  • Respuesta: 8,5
  • Tracción: 8,5

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

VER MÁS
 

Por Imanol Loizaga, entrenador de running, consultor deportivo y colaborador de Forum Sport

 

Aquí puedes encontrar información sobre más zapatillas adidas que pueden interesarte:

 

 

2 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *