Especial comparativa botas de montaña Invierno 2018

FacebookTwitterGoogle+

Hace años escoger botas de montaña era mucho más fácil que ahora. Apenas disponíamos de unas pocas marcas. Pero bienvenidas sean las dificultades si el problema es acertar en la elección de un buen par de botas que nos acompañen y protejan cuando el monte se vuelve más duro. Los modelos de este análisis son, siguiendo un orden alfabético, de la firma mallorquina Bestard, el Breithorn Lite, de la marca bávara Lowa, el Laurin GTX MID, y de la originalmente alemana y actualmente italiana Salewa, el Raven 2 GTX.

Desde un punto de vista estético, la Bestard es la de diseño más clásico. A quienes tengan cierta edad les recordará la buena bota de siempre, aunque al acercarse vean que hay muchos cambios a mejor. La Lowa es bonita, con detalles como la marca bordada sobre el refuerzo, y los pespuntes. La Salewa es la de diseño más “tecno” de las tres, con una estética “futurista”. Diríamos que hace honor a su origen (Bolzano, Italia).

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

¿Cuánto pesan?

Tras la primera impresión, tomamos el calzado en las manos y, una de las primeras cosas que apreciaremos será su peso. Este factor tiene una gran importancia en el rendimiento físico. Llevar 100 gramos de más en los pies supone un extra de esfuerzo al andar equivalente, aproximadamente, a portear 600 gramos de peso en la espalda. (En los tres casos hemos examinado una talla EUR 43, con sus equivalencias UK 09 y USA 10.)

El par de botas Breithorn Lite arroja en la báscula 1514 gramos de peso, mientras que el par Laurin GTX MID se queda en unos ligeros 1414, y el Raven 2 GTX llega a 1674 g.

Suela

Dándoles la vuelta encontramos, en los tres casos, unas suelas de la marca Vibram, sinónimo de calidad y durabilidad. En la bota de Bestard es el modelo Foura, mientras que en la Lowa es el Mulaz Approach Pro y en la Salewa, la Wrap Thread Combi. Cada una de ellas presenta particularidades de diseño para adaptarse mejor a diferentes situaciones de uso.

Por ejemplo, la Foura de Bestard presenta un diseño que mejora la adherencia en ascenso y descenso sobre terreno blando de poca consistencia, gracias al perfil en cuña de la zona posterior del talón y del extremo de la puntera, que serán el primero y el último apoyo, respectivamente. Además, para facilitar su trabajo en esos momentos, ambos extremos presentan un perfil curvado que es menor, en cambio, en el talón de la suela WTC de Salewa.

En ese aspecto, la suela Mulaz Approach Pro de la Lowa es un compromiso entre las dos anteriores, mostrando una discreta curvatura del perfil y, como factor más diferenciador, una puntera prácticamente lisa, en especial hacía el apoyo del primer dedo, para mejorar el agarre en zonas de trepada en roca o vías ferratas técnicas.

De la suela WTC que calza la Salewa merece la pena indicar que presenta la mayor altura de tacón respecto al empeine de las tres botas, augurando un buen comportamiento en descenso de neveros y terrenos blandos.

En cuanto a la anchura de las diferentes suelas, en el antepié, la Bestard es la más amplia, con 103 mm, frente a los 98,5 de la Lowa y los 102 de la Salewa. Ese dato puede orientarnos sobre cual se adaptará, teóricamente, mejor a nuestro tipo de pie. Entre las suelas descritas y el resto de la bota se disponen capas de EVA para mejorar la amortiguación de los pasos.

¿Qué crampones necesitamos?

De esta pieza depende, además de la comodidad al andar, la idoneidad para el uso de diferentes tipos de crampones, puesto que se encarga de dar mayor o menor rigidez a la suela de la bota. Cuando intentamos doblarlas, la Bestard resulta ser la más flexible, seguida por la Lowa y por la más rígida Salewa.

Esto hace que con la primera debamos utilizar crampones de correas, tal como confirma el diseño de su talonera y puntera, en las que no encontraremos resaltes para la fijación de crampones automáticos o semiautomáticos. En la Lowa, concretamente en su talonera, veremos un resalte diseñado para encajar la fijación de un crampón, pero al ser normal su puntera, deberá ser semiautomático o de correas. Lo mismo ocurre con la Salewa, a pesar de su palmilla más rígida: está diseñada para esos dos tipos de crampón, y no para los automáticos.

¿Qué ocurre con las plantillas?

Siguiendo el mismo orden alfabético del estudio, comenzaremos citando que la Bestard Breithorn Lite tiene una plantilla conformada de 20 gramos de peso, con una cara superior, en contacto con el pie, de material absorbente, con perforaciones, y la inferior, recorrida por canales y oquedades tallados para facilitar la ventilación y mejorar la amortiguación.

La Lowa Laurin GTX MID, de 28 gramos de peso, tiene un suave tejido en su parte superior, con perforaciones múltiples que no la atraviesan, sino que conducen hasta la tercera capa que la forma, destinada a la absorción del sudor, teniendo en medio otra de amortiguación.

Un caso especial es el de la Salewa, que ofrece dos tipos de plantilla incluidos en cada par de botas. Se trata del sistema MFF que ya utiliza en otros calzados de montaña. Lo hace combinando tres piezas: una plantilla plana, común a las dos opciones, una cuña y una plantilla completa con resaltes laterales. Estas dos últimas, intercambiables. La combinación más sencilla, de 19 gramos, presenta una forma similar a las convencionales, pero si tenemos pies estrechos y delgados para su longitud, al emplear la otra opción, que pesa  27 g., conseguiremos posicionar el pie más alto y encajarlo mejor en la bota.

Análisis de la caña

Puestos en el suelo los tres modelos se aprecia que las alturas de la caña de la Bestard y de la Salewa son superiores a la de la Lowa, así como que Bestard y Lowa dan algo  mayor altura a la protección de maléolo interno que al externo, siendo casi neutra la Salewa en ese aspecto. Si nos fijamos, en un tobillo normal, el maléolo o abultamiento interno está ubicado más arriba que el externo, lo que justifica ese diseño. Sin embargo, tanta altura en la zona posterior de la bota comprometería la integridad del tendón de Aquiles, tal como hace años demostraron algunos diseños de deportivas, que generaban tendinitis en ese importante elemento.

Para evitarlo, los tres modelos testados presentan un descenso o escotadura posterior en la caña y un material almohadillado más suave, que evita comprimir el tendón aquíleo en cada paso, durante la extensión de la articulación del tobillo.

A la hora de introducir el pie en cada bota todo es fácil en Bestard y Lowa, pero la Salewa ofrece una menor apertura de su fuelle que, en caso de tener pies de empeine prominente, dificultan la entrada y tiende a arrastrar el calcetín.

Llega el momento de atarlas

La Breithorn Lite ofrece la posibilidad de dar dos tensiones o aprietes diferentes, gracias a que en la zona de la articulación, el quinto gancho de los siete que ofrece en cada lado es una anilla autoblocante. Todos los ganchos y anillas permiten un suave desplazamiento de la cuerda de nailon trenzada. Así, podemos apretar fuerte la zona anterior del pie y empeine y más floja la caña, o a la inversa, según la anatomía de nuestros pies, el gusto personal y el tipo de actividad que vamos a realizar.

En el caso de la Laurin GTX MID también encontramos esa opción de realizar un atado diferenciado. Eso ocurre en el cuarto par de puntos de enganche, que es autoblocante y está en la parte elevada del empeine, acompañado por otros seis puntos de atado, de los que tres son clásicos ojales remachados.

La Raven 2 GTX está llena de innovaciones tecnológicas, y la forma de atado no podía ser una excepción: ¡ofrece tres zonas de atado diferenciado! Este modelo de Salewa tiene 9 pares de ojales, anillas, poleas y ganchos por los que discurre su cuerda para conseguir la mejor unión entre pie y bota, además de una cinta en la lengüeta para reducir sus movimientos.

El tercer par, comenzando a contar desde la puntera, ya ofrece una posibilidad de bloqueo liberable mediante una minúscula palanca, ajustando el metatarso y los dedos. El quinto consiste en un gancho capaz también de evitar el deslizamiento de la cuerda, y que permite dar la tensión requerida a la zona media del pie y empeine, mientras que sendas anillas textiles, unidas a un cable que distribuye tensiones a la suela y el talón, dan paso a los tres últimos pares de ganchos que sujetan la caña.

Frente a la ventaja de disponer de una opción de atado tan personalizable, hay que considerar que en la práctica, y especialmente en un entorno hostil, ese proceso puede resultar un tanto complicado.

En resumen, estamos ante tres buenos pares de botas, cada uno con su carácter diferente, pero capaces de llevarnos con garantías al entorno de la alta montaña.

Por Mikel y Kepa Lizarraga, especialistas en Medicina del Deporte y colaboradores de Forum Sport.

FacebookTwitterGoogle+

3 Comments

andoni

Decepcion con la bota Lowa. No es para invierno , primavera-verano dira yo. En nieve y con lluvia te mojas los pies (humedad=pies frios). Tras llevarlas a Forum a revisar, contestan que la prueva de impermeabilidad esta correcto.
En terrenos SECOS es ligera y buena.
No es polivalente .No la recomiendo. Calidad precio=CARAS!!!

Reply
Antonio jose

Yo compre en Forum Sport las bestard ,pedazo de botas , muy cómodas e impermeables , algo pesona pero magnificas , lo mejor agarre de la suela y el poco desgaste , utilizada en Sierra de Grazalema y sierra nevada

Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud