¡Aprovecha para poner a punto la bicicleta! ¡Aprovecha para poner a punto la bicicleta!

¡Aprovecha para poner a punto la bicicleta!

Como estamos encerrados en casa y no podemos practicar nuestra pasión, sería bueno aprovechar estos momentos para poner a punto la bicicleta y dejarla preparada para cuando el confinamiento acabe y podamos pedalear al aire libre: ¡te contamos paso a paso cómo realizar estas tareas de mantenimiento y puesta a punto!

PARA PONER A PUNTO LA BICICLETA…LIMPIEZA GENERAL

Para poner a punto la bicicleta en casa, ante todo proponemos realizar una limpieza general. Podemos utilizar un balde de agua al que agregamos un poco de limpiador de bicicletas. Tendremos cuidado de no usar productos lavavajillas, ya que algunos de estos pueden llegar a dañar el cuadro u otros componentes de la bici.

  • Limpiaremos el cuadro con una esponja y el limpiador para bicicletas, si tenemos.
  • No utilizaremos agua a presión, ya que si son demasiado fuertes podrían dañar los componentes de la bicicleta.
  • Pasaremos la esponja por cada parte del cuadro, horquilla y otros componentes que no le temen al agua. Para el sillín, hay que verificar que no esté hecho de tela o cualquier otro material que absorba agua.
  • Si también deseamos limpiar las llantas o los radios de las ruedas, hacemos lo mismo y después usaremos un paño para dejarlos impolutos.
  • Luego enjuagamos la bicicleta, de modo que ya no quede ningún rastro de jabón o producto de limpieza.
  • El secado es, sin duda, el paso más importante al limpiar nuestra bicicleta. Tomaremos un paño seco y lo pasamos por las partes mojadas, teniendo en cuenta que hay componentes que, si permanecen mojados, pueden verse afectados por óxido.

¿La cadena está sucia o hace ruido?

  • Comenzaremos desengrasando, rociando un spray desengrasante en el cassette o piñón. Para desengrasar la cadena y los platos, hacemos lo mismo.

  • Limpiaremos con un paño el excedente y ya daremos paso a la lubricación. Para hacer esto, haremos como con el desengrasante, pero usaremos un aceite específico para bicicleta. Nos tenemos que asegurar de que la cadena esté bien engrasada, así como los platos. ¡Nuestra cadena de bicicleta ahora puede deslizarse y cambiar de velocidad sin problema!
  • Todo lo que tenemos que hacer es quitar el exceso de aceite con un paño seco. No hay que omitir este paso, ya que demasiado aceite puede hacer que la cadena se vuelva a mancharse más rápido.

En un post anterior explicábamos con más detenimiento la limpieza y engrasado de la transmisión, os animo a que lo miréis.

REPASO

Una vez que la bici está limpia, haremos un repaso a una serie de partes para que esté en las mejores condiciones para utilizarla.

Poner a punto la bici

NEUMÁTICOS:

De todos es sabido que los neumáticos son lo que nos unen al suelo y por ello tenemos que tenerlos en el mejor estado posible. Comprobamos que tienen presión: esto se puede con el pulgar, pero lo idóneo es hacerlo con un hinchador con manómetro.

Los fabricantes dan información de las presiones de inflado bien en PSI o BARES. Suelen indicar la presión mínima y máxima de inflado. En el caso de que sólo traiga un número, se refiere a la presión máxima.

Presión de los neumáticos de la bici

Si para el día siguiente ha bajado la presión, habrá que pensar en reparar ese pinchazo.

Comprobar la presión de los neumáticos

También tendremos que aprovechar la oportunidad para echar un vistazo rápido a toda la superficie de los neumáticos para detectar cualquier objeto incrustado en la goma o un problema en el neumático (desgaste excesivo, hernia, rotura, etc.).

APRIETE DE TORNILLERÍA:

Para poner a punto la bicicleta, ahora toca dar un repaso a la tornillería y comprobar que todo esté en regla. Utilizaremos llaves de tipo Allen para la gran mayoría.

Aconsejo que sigamos un orden y que tengamos en cuenta el par de apriete. Como todo el mundo no tiene una llave dinamométrica, la revisión la haremos sin necesidad de apretar mucho, solamente es comprobar que no estén flojos.

Por ejemplo, comenzamos por la potencia.

  • Los tornillos de la parte frontal son bastante delicados y en el caso de ser 4, hay que ir apretándolos en forma de cruz.

Apriete de tornillería :potencia

  • Seguiremos por apretar partes de la transmisión, el tornillo de la patilla de cambio y el tornillo que amarra el cambio trasero a ésta.

Apriete de tornillería: transmisión

  • Después repasamos los tornillos de las roldanas y el que aprieta el cable.

Tornillos de las roldanas y el que aprieta el cable

  • Pasamos al desviador delantero y apretamos el tornillo que sujeta al cuadro y el que aprieta el cable.

Desviador delantero

  • Ahora apretaremos los pedales y la tija de sillín que a veces no solo lleva un tornillo sino dos; en ese caso hay que apretarlos por igual.

Poner a punto la bicicleta: Pedales y tija de sillín

  • No nos olvidamos de los frenos, ya sea de V-Brake o de disco, donde también hay tornillos para apretar. En los de V-Brake apretaremos las zapatas, el cable y los tornillos que anclan los pivotes al cuadro.

Poner a punto la bicicleta: Frenos V-Brake

  • En frenos de disco, apretaremos los tornillos que los unen al cuadro o a la horquilla y si es mecánico, también el tornillo del cable.

Poner a punto la bicicleta: frenos de disco

  • No nos olvidemos de los cierres de las ruedas…

Cierres de ruedas

 

TRANSMISIÓN:

Muy importante es revisar si nuestra transmisión está bien y si los cambios funcionan correctamente. A veces un simple cuarto de vuelta en un tornillo es suficiente para salir con una bicicleta ajustada.

Por si tienes que hacer un ajuste completo de la transmisión puedes mirar este enlace.

Con estas tareas ya tenemos para entretenernos un rato, poner a punto la bicicleta y dejarla preparadísima para nuestra futura salida, que esperemos sea dentro de muy pronto.

 

Por Federico Vuelta Fernández, de Forum Sport Alisal (Santander)

3 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud
  1. Gracias, son ajustes básicos pero que también conviene recordar y prestar atención.