Ane Santesteban: así es la vida de una ciclista de élite al acabar la temporada

FacebookTwitter

¿Qué hace una ciclista de élite al finalizar la temporada? ¿Cuánto tiempo descansa? ¿A qué dedica el tiempo libre? ¿Se le pasa alguna vez el «mono» de bicicleta? ¿Cuándo empieza a preparar la siguiente temporada? Nos lo cuenta todo en primera persona Ane Santesteban, ciclista del WNT Rotor y colaboradora de nuestro blog de ciclismo, que en 2020 podría estar en los Juegos Olímpicos de Tokio.

La temporada empezó en febrero y terminó en octubre. Con esto, me refiero a la competición, solo dejamos 2 semanas al año de entrenar. ¿Y después que? Siempre me han aconsejado, una vez terminada la temporada, dejar la bici en progresión.

Es decir, durante 1 semana y media aproximadamente seguir andando en bici a baja intensidad. En mi caso, en este tiempo, los dos últimos años, he aprovechado además de andar en bici, para hacer los exámenes. Tengo la suerte de que la universidad en la que estoy estudiando a distancia (UCAM) me dan la oportunidad de hacer los exámenes a la vuelta de la competición, si es que en las fechas de los exámenes estoy fuera.

El agobio

La vida de un ciclista profesional es relativamente corta, especialmente la de una mujer con la maternidad (en carretera hay pocas mujeres que después de ser madres, vuelvan a la competición, pero eso lo dejo para otra entrada), por lo que hay que estar preparados para la “nueva vida” que nos vendrá después.

Sinceramente, hay veces durante la temporada que se me hace muy difícil compaginarlo todo y dan ganas de dejarlo. Pero no: por muy difícil que sea, no hay en esta vida nada imposible. Así que, como en todo lo demás, hay que seguir para adelante, luchando.

Las vacaciones

Luego, vienen las deseadas vacaciones. 2 semanas de vacaciones al año. Qué mal suena y qué largas se me hacen a mí esas dos semanas sin hacer deporte (risas). Durante la temporada paso muchísimo tiempo fuera de casa: para que os hagáis una idea, de enero a octubre entre concentraciones con el equipo, concentraciones en altura y competición, llevo unos 180 días fuera de casa.

Además, en noviembre y diciembre tengo otras 3 concentraciones más: 2 con la selección nacional y otra más, por lo menos, con el equipo. Por lo que, esas dos semanas que tenía de vacaciones, lo que menos me apetecía era volver a ir a un aeropuerto y meterme x horas en el avión.

Además, por aquí tenemos muchos rinconcitos preciosos aun por descubrir. Una semana en Andalucía de vacaciones: playa, montaña, ciudad…la verdad que hay de todo. Yo conocía Granada y Sierra Nevada, pero algo menos la costa.

Esa semana desconecté de mi vida y del ciclismo 100%.

Ane SantestebanAproveché a descansar y a hacer todo lo que no hago durante la temporada. Cosas tan simples como ir a la playa, echar una carrera a pie por la arena, comerme un helado al anochecer… La verdad que con estas pequeñas cosas disfruté muchísimo. Al terminar esa semana, cogimos el coche y para casa. Era hora de disfrutar, mas aún, de la familia y amigos. Además de todas las cenas y compromisos que vas dejando y acumulando para octubre.

Volver a entrenar

Terminadas estas dos semanas, es hora de volver a poner el cuerpo en marcha. Unas semanas de transición. Junto a mi preparador, lo que decidimos es: Empezar a hacer deporte, pero sin ningún programa, es decir, hacer siempre el deporte que te apetezca y lo que más te apetezca en cada momento.

Puede ser coger una mochila, botas y perderte unas horas por el monte (para los que no estéis acostumbrados, como yo, no os aconsejo hacer mas de 20 kilómetros jaja es un consejo), andar en patines, nadar…

Aunque sinceramente, después de unas semanas sin tocar la bici, lo que más feliz y libre me hace sentir es salir a dar un paseo en bici: carretera o montaña. Da igual la modalidad, pero… ¡qué feliz soy en bici!

Ane Santesteban

Ane, sobre su Orbea Orca, fue 12ª y mejor ciclista española en el pasado Giro de Italia, la carrera por etapas más importante del calendario ciclista femenino.

Pasadas esas semanas, generalmente el primer lunes de noviembre, es hora de empezar a entrenar más en serio, con un programa a seguir.

Ane Santesteban, Temporada 2020: objetivo, los JJ.OO. de Tokio

Aquí, empezamos a meter ya mas bici y a completar la semana con gimnasio y caminatas largas por el monte. A medida que van pasando las semanas, va desapareciendo el senderismo del programa: lo sustituimos por más días de bicicleta. Pero, aunque esté entrenando, paso más tiempo en casa de lo que hago los meses que estoy competición.

Así que aprovecho esos días para entrenar por la mañana, estudiar algo y después estar con gente y hacer vida “más normal”. Que después, entre viajes y demás, es muchas veces casi imposible.

En diciembre ya solo se trata de bici y gimnasio. Así hasta febrero, que es hora de empezar la temporada otra vez. 2020 será un año especial: año olímpico. Tenemos 2 plazas clasificadas como país.

Primero empezará la pelea para conseguir esa plaza y, después, si la he conseguido, os prometo prepararlas como si fuese mi última carrera.

 

Por Ane Santesteban, ciclista del WNT-Rotor Pro Cycling y colaboradora del blog de ciclismo de Forum Sport.

Ane Santesteban

Si te interesa leer más posts de Ane Santesteban, no te pierdas:

FacebookTwitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud